Noticias

PATIO MARAVILLAS, SÁBADO Y DOMINGO

Sé que tengo abandonada mi propia página. Y sé que tengo muchas cosas que compartir con todos vosotros: un año de trabajo intenso: 350 charlas en ni sé cuántas provincias, artículos… Y he trabajado algo, y hasta he acabado un libro breve.

Pero lo más importante para mí (y para muchos) ha sido, y es, el Bubisher.

Os quiero invitar a todos los que queráis aportar algo a uniros al vuelo del Bubisher. Vamos a reunirnos en el Patio Maravillas, un lugar lleno de encanto, la tarde del sábado y la mañana-tarde del domingo.

¿Os venís? No importa que no hayáis hecho nada aún, basta con el deseo de hacer algo para que el Bubisher siga funcionando. Los que no conozcáis aún el proyecto, daos una vuelta por el blog, tecleando Bubisher en google.

Y prometo que la semana que viene actualizo la página, reflexiono e invito a reflexionar. Y tenemos que relanzar, de cara al verano, la mutua recomendación de libros, películas, lugares que visitar…

Si alguien se va a animando, que se manifieste.

  • conx

    Se me borró el comentario. Nada que besos y nos vemos, os echamos de menos (vimos a Ric de casualidad en la Feria del Libro).

  • sara segovia

    Cuánto soñé desde hace algunos años en este proyecto contigo!! y cuando vi que sigue hacia adelante pensé: nada de utopías, un día viajaremos por las dunas arenas con dunas de palabras. Espero que nos reencontremos pronto, ya tengo muchas ganas de alguno de los encuentros fugaces. Cuidate mucho, mucho!

  • No sé dónde estás, Sara, pero si estuvieras en Madrid o cerca, sería estupendo tenerte con nosotros en el Patio Maravillas…
    Me alegra muchísimo saberte, siempre. Un beso enorme.

  • sara segovia

    Estoy en Barcelona,llevo todo el año viviendo aquí. Ya me hubiese gustado estar más cerca y haber podido ir!! pero, ahora tengo muy claro que viajaré en el Bubisher, y será pronto. También a mí, me alegra saberte… Un beso enorme

  • Vecinos afectados por el Patio Maravillas

    La cara y la cruz del Patio Maravillas

    Un documental lleno de realismo y objetividad